Evita conectar tu iPad en puertos USB de baja potencia.

El IPAD no se carga cuando se conecta a puertos USB de baja potencia e incluso en ciertos puertos de algunos portátiles. En su lugar, conectalo a un puerto USB de alta potencia.